Hagamos cuentas, ¿desde cuando el arbitraje mexicano ha venido a la baja? Por lo menos se tiene cinco años desde que la Comisión de Árbitros ha sido señalada por las malas actuaciones de sus agremiados. En el tema del futbol, México siempre se ha dicho el más grande de la Concacaf, pero la verdad es que ya no lo es tanto y en el tema del arbitraje ya somos superados por Guatemala y en ocasiones por Estados Unidos.

Árbitro del Clásico Nacional se burló de Miguel Herrera [Video]

Cada fin de semana hay errores, unos evidentes y otros que pueden pasar desapercibidos. Las malas decisiones van evidenciar al cuerpo arbitral, sin embargo el gremio no lo acepta. ¿Qué sucede? Antes se veía al arbitraje como un gremio que era afectado, no tenían un salario fijo ni prestaciones. Todo esto cambio y ahora se han empoderado.

Ser el árbitro central de un partido significa tener el orden e imponer la justicia para no interferir en el marcador, pero ¿lo han conseguido? Para lograr que sean respetados en el terreno de juego han recurrido a burlas. Como la que Francisco Chacón le hizo al Piojo Herrera por estar reclamando en los Cuartos de Final de la Copa MX donde se enfrentaron América vs Chivas.

La burlas no están bien en ningún lugar y, menos en un partido de futbol donde los ánimos se calientan y pueden provocar actos violentos. Esto se rechaza totalmente, aunque eso sí, tampoco se deben burlar de un silbante.

Ahora, el tema de las groserías y faltas de respeto se han utilizado desde hace mucho tiempo. Tanto los jugadores agreden verbalmente al cuerpo arbitral como los árbitros a los jugadores, lo utilizan como una forma imponer el orden y hacer saber a los futbolistas quien manda. Parece toda una incongruencia señalar a un árbitro que utiliza dichos métodos cuando los futbolistas y aficionados también insultan.

La cancha es un circo donde todos creen tener la razón, el árbitro es rudo por las circunstancias y los jugadores se sienten agredidos cuando les conviene, porque en otras ocasiones no se han sabido comportar ante los jueces.

Árbitro se roba el mejor momento de la jornada al animar a niño [Video]

La conclusión: el silbante es rudo por las circunstancias, el jugador se aprovecha de la circunstancia y los demás se sienten transgredidos. Como dice el dicho “que tire la primera piedra el que esté libre de pecado”. Ojo, esto no justifica los malos arbitrajes.