¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Cruz Azul golea a Puebla en su regreso al Azteca e ilusiona a su gente

El equipo de Pedro Caixinha volvió al Estadio Azteca en plan grande, al vencer al Puebla en la Jornada uno del Apertura 2018.
(Imagen: Getty)

El cambio es bueno, eso dicen siempre. Y parece que en el caso de Cruz Azul vienen cosas grandes. Tras 22 largos años, el conjunto celeste regresó al lugar que lo hizo grande. En el Estadio Azteca, el equipo de Pedro Caixinha goleó 3-0 al Puebla de Enrique Meza, en la jornada uno del Torneo Apertura 2018.

Los goles cayeron en el segundo tiempo por parte de Andrés Rentería, Milton Caraglio y Elías Hernández.

El primer tiempo pasó sin pena ni gloria. Cruz Azul medio intentó hacer daño, Puebla se sentía cómodo con el marcador empatado a cero goles. El Estadio Azteca tenía una de sus mejores entradas en mucho tiempo para ser Jornada uno de Liga MX. Ni el América había metido a tanta gente en una fecha inaugural, como lo hizo la afición celeste.

Los primeros minutos pasaron y el partido seguía en las mismas. No había llegadas. Tuvieron que pasar 55 minutos para un equipo hiciera daño en el área rival. Fueron los de Caixinha. Gerardo Flores mandó un centro preciso para Milton Caraglio, quien remató y el portero uruguayo, Vikonis atajó correctamente.

El segundo tiempo fue otro, y lo verán en esta crónica. Cruz Azul se transformó y por fin jugó a los que se esperaba. La Máquina insistió más para conseguir la victoria. Elías Hernández probó desde fuera del área y el guardameta de Puebla mandó a tiro de esquina.

Posteriormente, Pablo Aguilar le metió el primer susto al Puebla. Fiel a su estilo, en un tiro de esquina ganó la espalda y cabeceó al arco; su tiro fue a dar en el palo. El gol se veía cerca para los locales.

Hasta que apareció uno de los hombres de confianza de Caixinha. Andrés Rentería remató certero de cabeza para abrir el marcador al 81′. El Estadio Azteca explotó. Las tribunas que tradicionalmente se pintaban de azulcrema ahora eran todas azules. La afición cementera se adueñó del inmueble y lo hizo suyo por primera vez en 22 años.


En los últimos 15 minutos del encuentro, Cruz Azul demostró para que está en este Torneo Apertura 2018. Ya en el agregado, el silbante señaló la pena máxima en favor de los celestes, por una falta en contra de Martín Cauteruccio. Milton Caraglio se encargó de hacer efectiva la pena máxima y aumentó la ventaja 2-0.


Parecía que el juego acabaría así, pero de pronto apareció Elías Hernández, flamante fichaje azul y de la chistera se sacó un golazo, digno para estar entre los mejores del certamen. El 3-0 lapidario para Puebla no dejó nada contento al Ojitos Meza, quien en los últimos instantes perdió el control de sus emociones.


Con el resultado final, Cruz Azul decretó un triunfo importante en su regreso al Azteca. Su mejor futbol se lo guardaron para los últimos minutos y con eso les bastó para sumar de a tres y acabar con un Puebla que tendrá que remar contracorriente durante todo el torneo.