Francia derrota a Australia en un partido que será recordado por siempre [Goles]

El Francia vs Australia del Mundial de Rusia 2018 ya es histórico, pues se usó el VAR por primera ocasión
(Imagen: Getty Images)

Llegó el partido más temprano que habrá en Rusia 2018 y los grandes protagonistas fueron Francia y Australia, que disputaron el primer encuentro del Grupo C, en un enfrentamiento que resultó histórico y sorpresivo.

Como se esperaba, la Selección Francesa salió con el propósito de marcar lo más rápido y en los primeros 15 minutos tuvo sus oportunidades. La ocasión más clara llegó en los pies de Kylian Mbappé, pero el portero estuvo atento a su primer poste para mandar a tiro de esquina. Posteriormente vendrían disparos de Paul Pogba y Antoine Griezmann que no complicaron al guardameta australiano.

Pasado el vendaval galo, Australia comenzó a asentarse de mejor forma en el terreno de juego e incluso tuvo la oportunidad de gol más clara en los primeros 45 minutos. Tras un centro al área y una peinada, el balón se desvió en Tolisso que estuvo a punto de colarse en su propia puerta, pero apareció Hugo Lloris para mandar a tiro de esquino.

Francia tuvo más posesión de balón, pero en la primera parte no pudo marcar diferencia y así se fueron al descanso, sin mucha claridad al frente y con una selección de Australia muy competitiva.

El segundo tiempo de este enfrentamiento fue más tecnológico que bien jugado, pero eso marcó la diferencia. Al minuto 56, una caída de Griezmann dentro del área australiana permitió que se usara el VAR por primera vez en la Copa del Mundo para marcar un penal (en un suceso que quedará en la historia), mismo que fue ejecutado de buena manera por el Principito al 58. La ciencia haciendo justicia.

Sin embargo, la sonrisa gala se esfumaría unos cuantos minutos después. Al 61, Samuel Umtiti metió una mano ridícula dentro del área, al puro estilo de voleibol, que fue marcado como penal y que Mile Jedinak no perdonó el error. Un 1-1 con sabor amargo para Francia y muy dulce para Australia.

Los minutos siguieron corriendo y Francia no encontraba el camino, la claridad al frente era nula, parecía que el empate era muy improbable, hasta que apareció el siempre criticado Paul Pogba al 80. Después de asociarse con Olivier Giroud, Paul encontró un poco de fortuna en su tiro a portería, pues el balón pegó en un defensa, después en el travesaño y cayó muy cerca de la línea de gol, que en primera instancia se pensó no había entrado, pero el ojo de halcón apareció para certificar la anotación.

Francia respiro.

Australia intentó irse al frente para el encontrar el empate, pero en los últimos 10 minutos los Bleus supieron controlar el balón y no permitieron sobresaltos, para así firmar sus primeros tres puntos en Rusia 2018, sin mucho futbol pero que dan tranquilidad.

Publicidad