Link copiado al portapapeles
#Otros deportes

Las lesiones duelen más en los Fantasy Sports


Las ligas de fantasía, o Fantasy Sports, ya son una industria millonaria en los EEUU y en México el boom ya es una realidad.

Una persona es fanática de la NFL es apasionada a los extremos, tanto que si el jugador estelar de tu equipo favorito se lesiona terminas haciendo corajes y comienzas a preocuparte por el futuro de “tus muchachos”. Si a estos sentimientos le agregamos que le has metido dinero al desempeño de ese jugador y sientes que te “pertenece”, la depresión deberá ser tratada clínicamente, situación que bien se puede presentar en las ligas de Fantasy Sports.

Previo al arranque de la campaña 2017 de la NFL, el corredor de los Arizona Cardinals, David Johnson, pintaba para ser una gran figura de la liga, y por lo tanto de los Fantasy alrededor del mundo, razón por la cual millones de personas lo eligieron para sus ligas de fantasía como primera selección del draft. Tristemente para muchos, se lesionó apenas en la semana 1 por una fractura de muñeca y estará 12 semanas de baja.

Esta noticia cayó como balde de agua fría para muchos “propietarios” de equipos que lo “firmaron” y la preocupación por el dinero invertido resonó en las redes sociales.  

Solo las personas que han experimentado en los Fantasy pueden sentirse identificados, un hobby que se convirtió en negocio millonario.

***

BILLETES QUE NO SON FANTASÍA

Los Fantasy Sports mueven cantidades millonarias año con año en los Estados Unidos, país con las ligas deportivas más poderosas del mundo y el titán en la industria de las apuestas. Hasta el año pasado, alrededor de 56 millones de usuarios activos tenían estas ligas de fantasía, número que creció exponencialmente desde 2010 cuando solo había 18 millones.

El modelo base es simple, le permite a los usuarios registrar una liga e invitar gente, hacer sus equipos de fantasía mediante un draft y competir semana a semana acumulando puntos con las actuaciones reales de los jugadores hasta terminar la temporada. También existen los Daily Fantasy Sports (DFS), lo que se juegan a una sola semana, fecha o partido.   

“Hacemos que el hobby de ver el fútbol sea más entretenido te juegues o no dinero, es un modelo sano enfocado al entretenimiento”. Andres Mendoza, cofundador de Chalk, empresa de DFS.

Hoy la industria es gigantesca y es dominada en el vecino país por dos titanes, FanFuel y DraftKings, quienes poseen el 90% del negocio por internet y en 2015 repartieron más de 10 millones en premios cobrando una entrada de tan solo 20 dólares. La industria es tal que estas empresas ahora tienen el apoyo de inversores de la talla de Time Warner, Disney, NBC, Comcast y Google Capital.

Las ligas, como la NFL, también han cobijado estas prácticas ya que provoca engagment con su deporte y elevan las audiencias. Prueba de ello es que desde la creación de los DFS el consumo de contenidos deportivos en los medios aumentó un 41 por ciento.

Las marcas también han volteado a ver esta industria, ya que en promedio un usuario pasa 70 horas a la semana dentro de estas ligas, como lo hizo Volkswagen que lanzó su nuevo Passat en estas plataformas ya que su público objetivo era ese.  

Es cierto que los millones de billetes que se mueven provocaron que el fenómeno llegara a las cortes para legislarse en los Estados Unidos, donde aún existe el debate si se trata de un juego de apuestas al azar (ya que en varios estados están prohibidos) o un juego de estrategia (como muchos lo defienden).

***

LA FANTASÍA EN MÉXICO

Los Fantasy Sports eran territorio desconocido para el público mexicano hasta hace algunos años, su primera aparición masiva surgió cuando los portales deportivos de MedioTiempo.com, Récord, Cancha y Televisa hicieron sus versiones con la Liga MX como protagonista.   

“El fantasy es un fenómeno que data desde los 60’s y tiene su boom desde hace unos 20 años en Estados Unidos. En México lo jugamos muy poco, desde hace 15 años aproximadamente, obviamente totalmente influenciados por los americanos”. Jaime Inchaurrandieta, analista de la plataforma Cuarta y Gol de Grupo Reforma.

Hoy en nuestro país existen plataformas en las que se ofrecen premios a final de temporada de NFL, unas de ellas son las mexicanas FanPlei y Dribbly, además de la ya “veterana” Ganafan.com, primer sitio de DFS en México, quien integra además a la MLB y otros deportes con inscripciones de 25 a mil pesos.

Según números de la NFL México, el año pasado hubo alrededor de 2 mil usuarios mexicanos de los Fantasy Sports, aunque FanPlei declaró a Cancha que tenían cerca de 10 mil usuarios jugando con la NFL en su plataforma.

Estos números pueden sonar muy bajos, sin embargo no incluyen a los miles (o millones) de jugadores que lo hacen de forma gratuita, es decir, sin entrada y sin apostar nada en los portales de las ligas o de algunos medios.   

Se conoce del gran mercado que tiene esta industria, es por eso que ya los medios nacionales e internacionales dedican parte de sus espacios para recomendaciones, análisis y resultados de las ligas de fantasía.

“Empecé a escribir de fantasy porque no había quien escribiera, quien informara de fantasy en español y sentí que el mercado estaba creciendo mucho”, declaró a Expansión, Mauricio Gutiérrez, administrador y fundador de EstadioFantasy.com.

El camino para los Fantasy Sports aún es largo en nuestro país, falta una regulación por parte del gobierno que es evidente, más allá del convenio de 2012 entre la Secretaría de Gobernación y la Asociación de Bancos de México para regular las apuestas vía internet y la propuesta de 2014 para reformar la Ley de Juegos y Sorteos, vigente desde 1947, en la Cámara de Diputados.

A los mexicanos nos encanta apostar y meternos a sorteos, más si son por Internet. Según  números de la Lotería Nacional en 2015, el 74% del mercado de apuestas en México es por internet, por tan solo el 20% en LOTENAL y 6% en casinos.

A todos nos duele no pegarle al Melate, pero con el paso de los años nos dolerá más los bolsillos ver lesionados a jugadores como David Johnson, de esto no nos quede duda.

Link copiado al portapapeles

Ángel Mario Martínez

Periodista Deportivo, amante de las MMA, Kokiri por adopción y Friki con aspiraciones de ser maestro Pokemón @angelmariomtz