Link copiado al portapapeles
#Otros deportes

Tokio 2020 en carrera por ser los Juegos Olímpicos más caros de la historia


Tokio supo que sería la sede de los Juegos Olímpicos en 2014, pero entró en la carrera cuando la flama de Río de Janeiro se apagó. Los reflectores ya están en la isla y conforme se acerque la fecha, la lupa dirá qué faltó.

Tokio 2020

Desde entonces, Japón ya planea su competencia y en 2014, el Instituto de Búsquedas Mizuho reportó que los Juegos de Montreal, Seúl y Beijing habían sido, hasta ese momento, los Juegos Olímpicos con más impacto económico favorable, caso contrario a Atenas o Rio, por ejemplo.

Ahora, a menos de dos semanas de haber terminado la actividad olímpica y paralímpica de Rio 2016, el Banco de Japón publicó un reporte en el que se calcula un costo aproximado de $249 miles de millones de dólares. Una cantidad sensiblemente más alta que los últimos juegos en Asia (Beijing 2008) que costaron $1625 miles de millones de dólares.

Shinichi Ueyama, presidenta del comité organizador, declaró que “se planteará un recorte drástico con fines de que no afecte la vida de los tokiotas”. 

A pesar de ello, el propio banco también hizo saber que las inversiones que atraerán los Juegos Olímpicos pueden ser un incentivo para crecer el Producto Interno Bruto del país entre el 0.2 y 0.3 por ciento en el curso de la olimpiada (2014-2020), además de, que según el reporte del Banco de Japón, el país ya tiene gran parte de la infraestructura necesaria para organizar un megaevento sin salir en las noticias económicas por recesión desde el momento en que la flama se apague.

 

En contexto:

Beijing se convirtió en la primer sede olímpica de Asia desde Seúl en 1988 y también, en una de las sedes que menos sufrieron un impacto económico. En cuestiones de crecimiento urbano, ingresos per capita han superado, incluso al doble, los niveles a partir de 2002, fecha en que esta ciudad de China se determinó como sede de los Juegos Olímpicos de 2008.

maxresdefault

La inversión fue planeada a partir de un presupuesto de mil 625 millones de dólares, mismos que llegaron de derechos televisivos (43.6%), patrocinios y licencias (20.3%), de la loterías y apenas un 8.6% de boletaje.

En términos económicos, el objetivo se cumplió: de 2002 a 2006, Beijing tuvo un crecimiento anual promedio de 12.1%, casi dos puntos más que el promedio de las décadas anteriores. Ahora Tokio entra en su carrera por ver si termina como sus vecinos o como los últimos organizadores.

Dato:

Los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 serán 22.3 mil millones de dólares más caros que su predecesor de 1964, que tuvieron un precio final de 7.7 mil millones de dólares.

 

Link copiado al portapapeles

Adriana Barrón

Periodista. Deportes todo el día, todos los días. Cubro futbol femenil desde 2012. Fan del basquetbol. @adribarronr