Link copiado al portapapeles
#Futbol

Sólo las sedes VIP pueden recibir una final de Champions


Estamos en la semana de la Final de la Champions League, Real Madrid y Juventus se preparan para encarar el partido más importante de la temporada y en caso de ganar sumarán una estrella más a su escudo. Por ahora todo es fiesta en Cardiff, Gales. Los aficionados disfrutarán de todo un espectáculo dentro y fuera de la cancha, algo que solo puede ofrecer el mejor futbol del mundo situado en Europa, el más desarrollado y afamado, pero justo en los días antes del partido surge la pregunta, ¿cómo se escoge la sede para la final de la Liga de Campeones de Europa?.

Desde que la Champions League (incluídas las antes conocidas Copas de Europa) comenzó a disputarse se han jugado 61 finales en alrededor de 25 sedes diferentes, de las cuales el estadio de Wembley en Londres ha albergado siete. Cada sede se decide con antelación, en el caso de Cardiff fue hace un par de años cuando el Comité Ejecutivo de la UEFA se reunió en Praga, República Checa. Para esa ocasión cedieron la sede a Gales por mayoría de votos entre las demás opciones.

Cuándo fue la elección de la sede, Gales se encontraba en un gran momento futbolístico, estaba a punto de calificar a la Eurocopa por primera vez y su gran referente futbolístico declaró “conozco cuán apasionados son los fanáticos galeses, así que es grandioso que la final de la Champions se dispute en mi natal Cardiff. Me encantó jugar la Supercopa de la UEFA el año pasado, y sería fantástico se participe en una cancha llena de capacidad y en semejante e icónico estadio en 2017”. Sus palabras se hicieron realidad, no se sabe si él jugará, pero su equipo ya está en la final.

La metodología que utiliza la UEFA para elegir la sede es simple. La idea es llevar la final de la Champions a toda Europa y que las sedes se repitan lo menos posible, por eso el Comité Ejecutivo se reúne para examinar las candidaturas presentadas, las cuales deben contar con una capacidad de más de 50 mil aficionados, que el campo tenga una calificación de 5 estrellas, el estadio debe ser de categoría élite que cuente con la seguridad necesaria, además de ofrecer excelentes servicios durante la estancia. Se analizan las mejores opciones y toman la mejor decisión.

El inmueble elegido también recibe la final de la Champions League femenil.

Para el caso de la Europa League debe ser la misma, pero también se utiliza como un premio de consolación para el país que presentó candidatura para la Eurocopa y queda descartada. En esta ocasión fue el inmueble de Friends Arena de Estocolmo, quien albergó la final de la Liga de Europa entre Manchester United y Ajax, que finalmente tuvo triunfo para los ingleses.

De esta forma las futuras sedes ya preparan su candidatura para ser una opción en alguna final de la UEFA Champions League y que se le de prestigio, un plus al estadio que representa albergar este evento de talla mundial.

 

Link copiado al portapapeles

Jair Toledo

Reportero deportivo en busca de datos y la realidad. Conocedor del futbol amateur, tercera división, segunda división y Ascenso MX. Oaxaqueño de corazón... @jaairzon