Cuando pierdas la fe, siempre está NXT

NXT Takeover en Brooklyn mostró la esencia de la lucha libre y es un clásico instantáneo, Incluso opacó a WrestleMania 35 de la WWE.