Seis razones por las que James Rodríguez debe ser suplente

Conoce las razones por las que James Rodríguez tiene que quedarse sentado en el banquillo

Dejen de lado el fanatismo que le tienen por su buen juego o porque consideran que está guapo.

El colombiano James Rodríguez está bien de su lesión y pinta para tener minutos contra Inglaterra en los Octavos de Final de la Copa del Mundo de Rusia 2018, sin embargo, aquí les dejamos cinco razones por las que no debe jugar de titular por más que tenga un guante en su pierna… 😛

1: Que jueguen los que están bien: Sí, James es la estrella de Colombia, el mejor futbolista de su país, le pega como los dioses y baila bien padre, pero por eso mismo no puede saltar al campo a mitad de sus capacidades. Imagínense que por meterlo, se lesiona de gravedad y se pierde el inicio de la temporada con su club. No, no, no, no. Eso sería impensable. Mejor no arriesgarlo.

2: Su lesión es traicionera: James salió de cambio contra Senegal, y si bien no tiene una rutura fibrilar como se pensaba, sí tiene un problema muscular (edema en el sóleo de la pierna derecha, según Marca) que podría suponer un problema más grave si reapareciera antes de tiempo. Según Marca, se trata de una lesión producida precisamente por la sobrecarga sobre esa zona del cuerpo tras las molestias sufridas en la pierna izquierda.

3: El estilo de juego: Históricamente, los ingleses se han caracterizado por un juego de pelotazo y contragolpe, pero también por ser amantes del juego físico e ir al choque. A Pekerman no le conviene meter a James en un partido así, ya que si llegara a bajar para apoyar en la recuperación de balón, podría resentirse. Otro posible escenario sería el que fuera golpeado al intentar gambetear y se resintiera de sus dolencias. Sabemos que Jordan Henderson y Eric Dier no son los más blanditos del mundo y que se matan en la cancha durante cada partido, haciendo hasta lo imposible por recuperar el esférico. Mejor no arriesgar.

4.- Factor Quintero: Al contrario de equipos como Portugal y Argentina, los colombianos tienen más cartas bajo la manga y no dependen de un solo jugador. Además, Juan Fernando Quintero, del River Plate, está en un nivel superlativo y se ha convertido en una de las revelaciones del Mundial.

5: ¿Para qué arriesgarse?: Imaginen que por la magnitud del partido, Pekerman alinea a James de titular y éste recae de su lesión. Primero que nada, perderían a su gran figura para un hipotético pase a los Cuartos de Final, y segundo, quemarían un cambio contra una selección con gran condición física.

6: No es el más fuerte: Si, el “10” está en buena forma física, pero no es el más resistente del mundo. Se trata de un genio con el balón en los pies más parecido a Toni Kroos que a Hulk y si le pegan no va a aguantar mucha candela.

 

Publicidad