Mide 1.27 y jugará futbol americano en la universidad

Ricardo Benítez, un jugador de futbol americano que apenas mide 1.27 metros, jugará para la universidad de Baylor en la NCAA

Una frase que suena a cliché es: “las limitaciones están en tu mente”. Pero precisamente es un cliché porque es verdad. Y a lo largo de la historia, hemos visto casos de seres humanos ejemplares que salen adelante aunque tengan todo en contra. Tal es el caso de Ricardo Benitez, quien a pesar de las limitaciones, está muy cerca de cumplir su sueño de jugar futbol americano en la universidad.

Desde que estaba en el vientre de su madre, los doctores supieron que Ricardo Benitez iba a nacer sin piernas. Así se lo informaron a sus padre y cuando llegó al mundo, lo hizo con hipoplasia femoral bilateral. Es decir, solo nació con pantorillas. No tiene fémur en ninguna de sus dos piernas.

A pesar de las dificultades y de solamente medir 1.27 metros, Ricardo Benítez es todo un atleta. Ha jugado futbol americano por años, y durante la preparatoria, jugó como receptor para Plano West. Cuando nadie esperaba que pudiera lograr formar parte del un equipo universitario, el oriundo del norte de Texas formará parte de los Bears de la universidad de Baylor.

https://www.youtube.com/watch?v=Fuy7LL5PUFM

Si bien la gran mayoría de los jugadores que forman parte de los equipos universitarios son becados, en el caso de Ricardo Benítez será parte como walk-on. ¿Esto qué significa? Que aunque no cuenta con beca, tiene las bases y méritos para poder formar parte del equipo. Hay diversos tipos de walk-ons en el deporte colegial de los Estados Unidos. Por ejemplo, un estudiantes de la universidad que quieran participar con el equipo, pero sin la posibilidad de jugar o competir. Otro tipo de walk-on sería un jugador que buscar la oportunidad de pertenecer al equipo y se le invita para que busque, en una temporada, ganarse una beca.

(Imagen: Twitter)

Esto fue un sueño hecho realidad para Ricardo Benitez… hasta que supo el costo del semestre. “Estuve llamando a los consejeros financieros esta semana y es demasiado para un año,” dijo Ricardo en un video en su canal de YouTube. “Es demasiado dinero para los próximos cuatro años. La suma llega hasta los 250,000 dólares y eso eso sólo para el título de licenciatura.”

Fue entonces cuando, Camryn Moorgat, uno de los mejores amigos de Ricardo Benítez decidió actuar. Inició una campaña en internet (en la plataforma de GoFundMe) para recaudar 20,000 dólares para que Benítez pueda ir la Baylor y ponerse el uniforme.

“La historia de Ricardo ya ha sido una inspiración, pero imaginen el poder su presencia el el campo de futbol de la División 1. Imaginen que tan inspirado se va sentir un niño con una discapacidad al ver a Ricardo en ese campo,” escribió Moorgat. “…Ricardo te dirá que ve a su discapacidad como su súper poder. El suele decir que lo que ustedes ven como una discapacidad, él lo ve como una oportunidad de impactar la vida de una persona. Ese es el tipo de persona que es y el tipo de mensaje que quiere compartir en esta Tierra,” dijo sobre Benítez.

Hasta ahora, han recaudado 20,500 dólares, lo que le permitirá a Ricardo Benítez estudiar y entrenar con el equipo de la universidad de Baylor. Al menos, por un semestre.

(Imagen: Twitter)

Ricardo Benítez saltó a la fama cuando, en 2017, apareció en un documental de ESPN, en el que explica como motivó a los Dallas Cowboys, así como su es su vida y la percepción que tiene del éxito.

“La única diferencia entre los demás y yo es como llego del punto A al punto B,” expresó Ricardo Benítez. “Prácticamente camino de puntillas. No podré correr como los demás, pero todavía puedo correr. No puedo caminar como todos los demás, pero aún puedo caminar.

 

El futbol americano colegial de los Estados Unidos tiene un nuevo héroe.

Publicidad