Todos recordamos perfectamente aquella conferencia de prensa en donde Nery Castillo despreció a un reportero mexicano diciéndole que él estaba en Europa y el comunicador en México. Poco le duró el gusto porque el karma se encargó de poner al futbolista en su lugar. Castillo era un jugador diferente, pensábamos que iba a ser la próxima gran estrella del balompié mexicano y que nos iba a llevar a lo más alto del futbol mundial, pero no fue así.

Cuando Nery hizo la tan famosa declaración se encontraba en las mieles de su carrera, acababa de hacer una excelente Copa América siendo la estrella de la Selección Mexicana, metió uno de los mejores goles y varios equipos de Europa preguntaron por sus servicios. Finalmente eligió firmar con el Shakhtar Donetsk de la Liga de Ucrania, en ese momento se trató de la transferencia más cara en el futbol de Europa, la compra de su carta costó 20 millones de euros.

Nery Castillo brillará de nuevo, pero ahora en un ‘reality show’

No rindió, a pesar de eso logró ser campeón y después se fue cedido al Manchester City de la Premier League. Años después, cuando jugaba para el Aris Salónica pudo recuperar su buen futbol, lo que le valió jugar por primera vez en México, primero con el Pachuca y posteriormente con el León. Todavía pudo jugar en el Rayo Vallecano, anotó algunos goles y se le rescindió su contrato.

Fue en el 2014, tras la salida del cuadro de Vallecas que jugó por última vez un partido profesional. No se supo nada de él, su carrera terminó. La muerte de sus padres fue un golpe tan fuerte que lo llevó a una depresión de la que poco se habló.

Nery Castillo regresó a vivir a Grecia, lugar en donde creció y se desarrolló como futbolista. Fueron los medios griegos, quienes se dieron la tarea de investigar al exfutbolista mexicano y dieron con él. Es propietario de una tienda especializada en artículos para la pesca, su pasatiempo favorito.

Su negocio lleva por nombre “Nery´s Fishing”, dentro del establecimiento se pueden observar fotografías del exfutbolista mientras pesca y mostrando sus mejores trofeos. Cuenta con una página en Facebook en la que oferta sus productos; presume fotografías y además invita a sus seguidores a comprar a través de su tienda en línea.

De esta forma terminó la carrera de un futbolista que prometía mucho, aunque la verdad es que no se le nota triste, disfruta y mucho de pescar.