Este lunes parecía ser bueno para el futbol mexicano. Muy temprano, Javier Hernández fue oficializado como nuevo jugador del Sevilla. Días antes, el Chucky Lozano nos había regalado su primer gol en el balompié italiano y Raúl Jiménez volvió a demostrar que es el mejor delantero en forma de nuestro país.

 Te recomendamos: ¡Saldo rojo en el Estadio Azteca! Policía muere durante el Cruz Azul vs Chivas

Mientras tanto, en la Liga MX se realizaban apuestas para ver quién iba a ser el próximo técnico en ser despedido. Ricardo La Volpe y Tomás Boy encabezaban la lista, pero también circulaba el nombre de Pedro Caixinha. Y es que aunque La Máquina no pasa por su mejor momento, había confianza en clasificar a la Liguilla una vez más y pelear por el título.

Cruz Azul anda de agrandado: Menosprecian la Libertadores y a Zlatan

Pero tras el empate conseguido ante Chivas en la Jornada 8 del Torneo Apertura 2019, la directiva celeste, encabezada por Ricardo Peláez tuvo una reunión extraordinario con el timonel lusitano y se llegó a un acuerdo de concluir la relación laboral.

Durante la noche del domingo, el periodista Carlos Córdova informó sobre una junta entre los dirigentes y el cuerpo técnico. La molestia era evidente porque el equipo actualmente está fuera de puestos de Liguilla y el desempeño en la cancha no era el esperado.

Para la mañana de este lunes, la redes sociales colapsaron; Cruz Azul hizo oficial la salida de Caixinha.

La jornada doble le jugó una mala pasada el estratega europeo. Primero dejó ir una ventaja en la frontera contra Xolos y lo mismo ocurrió en el Estadio Azteca frente al Rebaño Sagrado. Lo más curioso es que en lo que va del siglo, es la primera vez que Cruz Azul corre a un técnico antes de la Fecha 9 de un certamen.

Si algo caracterizó a los celestes era la paciencia con sus entrenadores, ni a Sergio Bueno le hicieron eso. Pero los 10 puntos de 24 posibles que cosechó Caixinha en el Apertura 2019 provocaron esta decisión. Ahora habrá qué ver quien se anima a tomar el puesto.

Y por si te lo perdiste, el rival odiado de los cementeros tampoco la pasa bien. Con tantos lesionados, el América parece tener un enemigo en sus entrañas: