Mientras en México estamos con la duda, como cada cuatro años, de quién será el encargado de dirigir a la Selección, en otros países respetan los procesos y parece que entienden mejor el deporte, es decir, saben que patear un balón implica que puedas ganar, empatar o perder.

Mientras que a Juan Carlos Osorio lo criticamos desde que ocupó el cargo de técnico de la Selección Mexicana, en Uruguay lucharon por mantener a un técnico que interrumpidamente los ha dirigido desde 1988 y no siempre con los mejores resultados. Estoy hablando de Óscar Washington Tabárez, entrenador de 71 años que apenas en la pasada Copa del Mundo, Rusia 2018, colocó a la Celeste en la quinta posición del certamen.

Óscar Washington Tabárez: el Maestro del futbol uruguayo

La historia empezó cuando previo al Mundial de Italia 1990, un joven Óscar Washington, de 41 años, decidió dirigir a una de las selecciones campeonas del mundo. Aquella participación, que contaba con estrellas como Enzo Francescoli, accedió a Octavos de Final, partido en el que perdió en contra del anfitrión por un marcador de 2-0.

Después de esa competición el Maestro probó suerte con clubes como Boca Juniors, Milán, Cagliari, Real Oviedo, entre otros, hasta 2006, cuando regresó a dirigir al combinado charrúa. Y es que muchos imaginamos que después de Rusia 2018 y tras algunos problemas de salud dejaría su puesto. “A mí hoy se me termina el contrato y no voy a hablar del tema. Nunca me gustó hacer lobby ni nada por el estilo, iría en sentido contrario a todo lo que hemos hecho hasta ahora”, declaró en la conferencia de prensa luego de que su equipo perdiera en los Cuartos de Final en contra de Francia, actual campeón, por marcador de 2-0.

Al final de algunos problemas que tuvo la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), hace unos días el Maestro renovó por cuatro años más, es decir, será el encargado de meter a los Charrúas al Mundial de Qatar 2020.

¿Por qué Uruguay es tetracampeón del Mundo?

Y justo el proceso con la Selección de Uruguay es el que le ha otorgado un par de récords Guinness. El primero por ser el técnico con más juegos dirigidos con una selección y el segundo por ser el hombre que ha asistido a más mundiales con el mismo equipo.

“No imaginé nunca obtener un título Guinness. Se trata de una continuidad deportiva y me hace pensar en toda la gente que me ha apoyado desde el principio. Es más que una longevidad de trayectoria deportiva, un orgullo”, declaró el Maestro.

Así que el técnico que ha hecho escuela en el futbol uruguayo romperá su propio récord en los próximos meses, cuando tome de nueva cuenta de los Charrúas.