¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?
NFL

Seguridad del Super Bowl LIII prohibió bandera de México

La Seguridad del Merdeces Benz Stadium, pidió a los mexicanos tirar la bandera para entrar al Super Bowl LIII.
Imagen: Getty

Hay actos que se dan contra mexicanos en otros países que resultan ofensivos y hasta racistas. En esta ocasión se dio en un mega evento de talla mundial, justo en el Super Bowl LIII. Un grupo de nacionales acudieron desde muy temprano al recinto de Atlanta, esto para poder disfrutar cada minuto del encuentro entre Patriots y los Rams, pero les pidieron que tiraran la bandera de México a la basura.

Resulta Gabriel Cantú, su hijo de 16 años de edad y un grupo de amigos, llegaron desde las 2 de la tarde al Mercedes Benz Stadium, esto para evitar hacer grandes filas. El menor de edad decidió llevar la bandera de México en su espalda, esto para resalta su orgullo nacional. Cuando llegaron a las puertas, el personal de seguridad los revisaba y les dijo que la bandera no podía ingresar al recinto.

Según información del periódico El Universal, una mujer de entre 50 y 65 años del grupo de seguridad le dijo al menor que el símbolo patrio no podía ingresar al estadio por reglamento y que tenían que tirarla a la basura, esta fue una ofensa para los mexicanos, quienes exigieron respeto. Ante los reclamos, la mujer de seguridad pidió refuerzos, al llamado llegaron varios elementos.

“Trato de intimidarnos trayendo más guardias. Le explicamos que no teníamos donde guardar la bandera. Ella dijo que lo le importaba eso y que dentro de las reglas del estadio decía que no se podía acceder estandartes ni banderas de países. Le pregunté que dónde decía eso y no me supo responder”, aseguró Gabriel Cantú.

Dentro del personal de emergencia estaba una mujer de habla hispana, quien les explicó que si la bandera podía extenderse entre los brazos de una persona, podía ingresar. Lucas extendió sus manos y cumplía la regla.

“Eso fue discriminación, no puedo llamarlo de otra manera. Tampoco puedo creer que sugieran tirar una bandera a la basura”, refutó el padre.

Al final pudieron entrar para disfrutar del espectáculo, pero les hicieron pasar un mal sabor de boca. Hay que recordar que el próximo 5 junio la Selección Mexicana jugará en ese mismo estadio.