Manuel Negrete, el primer mexicano que conquistó Portugal

Manuel Negrete fue uno de los primeros mexicanos en tratar de conquistar Europa. Su gol en el Mundial de 1986 le abrió las puertas para llegar al Sporting de Portugal

El futbol es un reflejo de la globalización y hoy en día, jugadores de todas las naciones se encuentran pateando un balón en diferentes equipos del mundo. México no es la excepción. Sin embargo, hace unas décadas  los mexicanos no tenían la facilidad de jugar en Europa, era muy complicado, aunque sí existieron casos de éxito como Manuel Negrete.

“Manolo” inició su carrera futbolística con el Club Universidad cuando tenía 20 años. Su calidad con los felinos, a lo largo de seis años, lo llevó a poder vestir la camiseta de la Selección Mexicana para el Mundial de 1986.

Aquella justa mundialista se celebró en suelo tricolor pero, ni en sus sueños Negrete pensó en lo que el destino le tenía deparado. México 1986 es recordado por tres cosas: la Mano de Dios de Diego Armando Maradona, el golazo del “10” argentino partiendo desde atrás de media cancha y, por supuesto, la espectacular tijera del canterano puma frente a Bulgaria.

¿Cómo olvidar esa anotación de Manuel, fuera del área mandando el balón al fondo de las redes? Es para verlo una y otra vez. Y pese a que México fue eliminado en cuartos de final, ese gol ha quedado para la posteridad, tanto que hasta compitió para ser el mejor gol de la Copa del Mundo, pero Maradona se llevó la condecoración.

Esa anotación (considerada la quinta más hermosa de los Mundiales) ayudó a Negrete para proyectarse a nivel internacional y, a los pocos días, convertirse en uno de los primeros mexicanos en partir al extranjero, al Sporting de Portugal.

Con el cuadro ibérico (de ahí salieron Figo y Cristiano Ronaldo), Negrete no tuvo un mal desempeño, pero sólo duró seis meses en el club. El mexicano participó en 16 encuentros (13 de titular) y anotó cuatro goles, antes de partir al Sporting de Gijón donde apenas disputó cinco encuentros, Sin embargo, ninguno de los dos equipos europeos hizo efectiva la opción de compra para quedárselo.

La aventura del otro lado del charco solo duró un año para Manuel, que tras ese paso fugaz regresó a Pumas para después militar en Monterrey, Toros Hidalgo y Atlante, donde dio fin a su carrera profesional en 1996.  

No podemos decir que su accionar en el viejo continente fue malo. De hecho, fue mejor de lo esperado. Sin embargo, Negrete fue uno de los futbolistas que abrió las puertas para que actualmente Vela, Hernández, Moreno y Guardado estén en Europa.

Y sobretodo, fue el que mostró el camino a Francisco Fonseca, Héctor Herrera, Miguel Layún, Jesús Corona y el resto de los mexicanos que han jugado en Portugal, pues él fue el primero en desempeñarse en suelo lusitano para marcar un antes y un después en la historia del futbol azteca.

Publicidad