El futbol mexicano está muy cerca de ver materializado todo el esfuerzo que por mucho tiempo hicieron diferentes personajes. Después de años sometidos a las órdenes de los clubes, los futbolistas están muy cerca de conseguir su ‘libertad’ y no habrá nada que se los pueda impedir, ya que todo estará estipulado en papel y la ley lo respaldará.

Durante mucho tiempo, los futbolistas en México estuvieron a merced de los equipos. Si querían salir, el club dueño de su carta y el que lo buscaba debían llegar a un acuerdo. Incluso, si el jugador ya no tenía contrato, el que seguía negociando era su último equipo y él no podía hacer nada. Ahora, esto quedará atrás.

¿Qué es el Pacto de Caballeros?

De acuerdo a ESPN, la Asamblea Ordinaria de la Liga MX aprobó el Reglamento de Transferencias y Contrataciones de la Temporada 2019-2020, lo cual no es cosa menor, ya que estará regido por las mismas reglas de la FIFA y de la Ley Federal del Trabajo. 

Según la fuente citada, uno de los artículos más relevantes que acaba de recibir luz verde en la Liga MX es el 18, inciso 3. En este apartado se habla del estatuto y transferencia de jugadores, el cual establece que “un jugador profesional tendrá la libertad de firmar un contrato con otro club si su contrato actual ha vencido o vencerá dentro de un plazo de seis meses. Cualquier violación de este orden estará sujeta a las sanciones pertinentes”. En pocas palabras, el futbolista puede negociar libremente.

Ley Bosman, la regla que acabó con la ‘esclavitud’ del futbolista… excepto en México

Si bien este hecho puede parecer común, en México resulta algo extraordinario por el tiempo que se tardó en recibir el visto bueno, ya que ni siquiera la FIFA puso presión a la Femexfut.

Antes de que empezara el Clausura 2019 se habló de que el Pacto de Caballeros iba a abolirse. De hecho, los movimientos de Ángel Mena y Matías Alustiza se dieron de manera directa con Cruz Azul y León respectivamente; sin embargo faltaba plasmarlo en papel y con la aceptación del nuevo reglamento esto se encuentra a pocas horas de ser una realidad.

La justicia por fin llegó al futbol mexicano.