Uno de los grandes fichajes para el Apertura 2019 fue la contratación de Oribe Peralta con Chivas. El delantero dejó de lado la rivalidad entre América y el Rebaño y dejó a los azulcremas para enfundarse en la casaca rojiblanca, hecho que levantó muchas opiniones. Desde que lo vieron como una situación normal hasta aquellos que lo catalogaron como una traición. Sin embargo, el lugar desde donde Peralta debía hablar era la cancha, algo que no ha conseguido hasta este momento.

Te recomendamos: ¡La traición lo condenó! Salida del América le salió cara a Oribe Peralta

No es ningún secreto que, desde su anuncio, se sabía que Oribe iba a ser el nombre referente en Guadalajara o al menos eso se pensaba, pero la situación que ha encontrado el jugador es completamente diferente, ya que su rendimiento ha sido mucho más bajo de lo esperado, tanto que incluso él reconoce.

Si por Boy fuera, JJ Macías no hubiera jugado nunca

Siento que puedo dar mucho más, sé que mis compañeros no se lo merecen. Ni el equipo ni la afición se merecen el rendimiento que estoy teniendo y que crean que estoy tratando de solucionar esto, más bien, haciendo cosas para solucionarlo”, señaló el Cepillo después de que Chivas perdiera en la Copa MX ante Correcaminos.

Chivas llegó al Apertura 2019 con el propósito inicial de librar el descenso, algo que de momento está logrando aunque no por méritos propios, pues de no ser que Veracruz está en una situación aun más lamentable, el Guadalajara seguro estaría sufriendo en el último lugar porcentual.

¡Rechazo internacional! Mexicano prefirió irse a Asia que pelear el descenso con Chivas

El quehacer futbolístico del Rebaño, al igual que el rendimiento personal de Peralta, no ha sido lo que se esperaba para este certamen, igual que como varios atrás, así manifestó su preocupación Peralta: “Me presiono más por lo resultados adversos del equipo, no por anotar, es parte del juego y cualquiera puede hacer un gol, es un equipo; es más por el funcionamiento que me preocupo, tenemos que ver la forma de estar al máximo nivel todo el tiempo, eso sí me lo exijo, siempre tomo como parámetro lo que hice yo”, sentenció el delantero

Oribe tendrá dos semanas (por la Fecha FIFA) para tratar de encontrar respuestas a todos los problemas que visto desde que firmó con Chivas, que en este momento se encuentra en lugar 15 de la Liga MX y en segundo de su grupo en la Copa MX.

Tarea complicada la que tienen por delante Peralta y el Rebaño.

Y hablando de Chivas: