¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

El gasolinazo golea al futbol y noquea al boxeo

Es imposible no hablar del famoso “gasolinazo” en estos días. El aumento a los combustibles ha pegado fuerte en la economía mexicana y nadie ha salido ileso de tremendo golpe,...

Es imposible no hablar del famoso “gasolinazo” en estos días. El aumento a los combustibles ha pegado fuerte en la economía mexicana y nadie ha salido ileso de tremendo golpe, hasta el mundo deportivo ha salido a quejarse o solidarizarse y ha dejado momentos chuscos en el camino.

Uno de los primeros en mostrar los problemas que causaba que la gasolina subiera un 20% en el primer día del 2017 fue Edwin Hernández“. El “Aris” viajaba de León a Guadalajara para reintregrarse al club tapatío. Sin embargo, durante su trayecto en carretera se llevó la sorpresa de una caseta estaba bloqueada, retrasándolo para llegar con Matías Almeyda y sus compañeros.

La experiencia de Edwin quedó registrada gracias a un video que el propio jugador subió a sus redes sociales.

La historia con los deportistas apenas comenzaba. Al paso de los días (sólo van cuatro) personalidades de diferentes disciplinas ya se han hecho presentes, demostrando su inconformidad. Unos de los primeros en alzar la voz fueron los pugilistas Juan Francisco Estrada y Miguel Berchelt, quienes salieron a las calles con unos pequeños carteles con la leyenda “no al gasolinazo”.

“Estamos apoyando a lo del gasolinazo, como deportistas debemos poner nuestro granito de arena, No es justo que como mexicanos estén abusando de nosotros. Se están burlando de nosotros”, mencionó el “Alacrán” Berchelet. Por su parte, el “Gallo” Estrada pronunció que “no al gasolinazo, no a los impuestos, a las cosas que nos afecten a los mexicanos, y por eso estamos aquí”.

En la Liga MX, los equipos en plena pretemporada quedaron exentos de sufrir percances. Jaguares de Chiapas, que actualmente se encuentra preparándose en el Estado de México, terminó por sucumbir por las protestas ciudadanas.

Mientras se dirigían al entrenamiento, el autobús no pudo seguir más por los bloqueos en las carreteras. ¿La solución? Sí, la única que les quedaba, terminar el trayecto a pie, caminando. Al menos queremos pensar que llegaron “calientitos” a la práctica.

Uno de los conjuntos que terminó por solidarizarse con los mexicanos fueron las Chivas (no esperábamos menos) y decidieron llegar en bicicleta como buenos deportistas. Oswaldo Alanís y Ángel Zaldívar se dieron a la tarea de difundir su acción en sus redes sociales. “El rebaño apoyando al pueblo mexicano #JuntosXMéxico” se puede ver en sus respectivas cuentas de Twitter.

Junto a Zaldívar y Alanís, Jair Pereira, Isaac Brizuela, Alan Pulido y Rodolfo Pizarro también quisieron mostrar su solidaridad y se retrataron en las fotografías.

Sin embargo, una de las opiniones que provocó más reacciones en la gente fue la del boxeador Juan Manuel Márquez, quien tajantemente dijo: “no puede ser posible que el litro de gasolina de PEMEX en Estados Unidos sea de 6.80 pesos y a nosotros, siendo mexicanos, nos la dejen caer en 18.75 y 17.77. Son chinga…”.

Las palabras de Márquez no fueron bien recibidas, pese a que en este momento mucha gente pueda estar de acuerdo. A “Juanma” le llovieron críticas, recordándole que en su pelea contra Manny Pacquiao, en 2011, portó un short con un visible escudo del PRI al frente, demostrando su apoyo al partido que hoy gobierna.

“Yo, como cualquier otro ciudadano, vote por el cambio pero sorpresa, ¡no fue así!” se defendió el pugilista en sus redes sociales, además de asegurar que por el parche en su vestimenta no recibió nada.

La última víctima de este “gasolinazo” fue el director técnico campeón del futbol mexicano: Ricardo Ferretti, quien apareció en un video, mientras reclama que le cobraron mil 40 pesos por cargar un cuarto de gasolina a su nada lujoso Ferrari.

Sí, el aumento de la gasolina tiene muchos inconformes alrededor del país y queda claro que, sea cual sea la profesión o ganancias, es un tema que está dejando repercusiones en todo estrato social. Por supuesto, en unos más que otros.

Aunque suene a cliché, quizá este sea el momento de que México se una, así como lo está haciendo una de las grandes rivalidades del país: Tigres y Monterrey, quienes han decidido dejar los colores a un lado, para marchar en conjunto en contra de la alza de precios. Recordándonos que este asunto va más allá de una afición y del deporte mismo.