Selección de Venezuela jugó con uniformes improvisados

La marca que viste a la Selección de Venezuela no mandó los uniformes y tuvieron que improvisar playeras.

Este lunes la Selección de Venezuela jugó su segundo partido de la Fecha FIFA en contra de Cataluña, casi nadie se percató de lo sucedido, pero los jugadores de la Vino Tinto se quejaron de los uniformes que nunca llegaron y los directivos tuvieron que improvisar. Uno de los futbolistas señaló a la marca que los viste como la responsable y les exigió respeto hacia los colores.

Este lunes fue un día histórico para Cataluña, pues por primera vez pudieron disputar un partido como Selección, para ello la Federación Española de Futbol les dio permiso especial. Todo esto opacó y minimizó la denuncia de Tomás Rincón, quien en redes sociales se quejó por la falta de uniformes para la Selección de Venezuela, ya que la marca que los viste no cumplió.

Givova es la marca que tiene contrato con la de Federación Venezolana de Futbol (FVF) y se encarga de confeccionar los uniformes de los distintos representativos. Bueno, pues resulta que para el partido de la Selección Mayor contra Cataluña, nunca llegaron los uniformes. Por lo que los directivos venezolanos tuvieron que salir a las calles a buscar una tienda de la marca y comprar playeras similares. Después las tuvieron que mandar a estampar para que quedaran similares a las originales.

https://twitter.com/elchiringuitotv/status/1110587218790215681

Por alguna situación Givova, no pudo cumplir con la entrega de los uniformes. La foto que se compartió en las redes sociales muestra las diferencias de ambas playeras, pero tuvieron que improvisar y reutilizar el short que les entregaron para el primer partido. Es por ello que en las fotos del partido se puede apreciar que ambas piezas no son del mismo color.

Aún se desconoce que pasará con la marca que los viste, pues hasta el momento ni la FVF ni Givova se han manifestado al respecto. Todo se dio a conocer por la publicación de Tomás Rincón, desde ahí los usuarios de Twitter se pusieron a investigar y después los medios de comunicación informaron de lo sucedido.

Como verdadero equipo de barrio, así tuvo que resolver el problema la Selección de Venezuela, esperemos que por lo menos Givova pague el costo de las playeras improvisadas.

Publicidad