Las dos personalidades que han recuperado su popularidad y se volvieron a poner de moda en México son: Luis Miguel y Diego Armando Maradona, mismos que hace unos años tuvieron el gusto de conocerse. El argentino fue invitado a uno de los conciertos de El Sol, mismo que tuvo que pagar una cuenta de miles de dólares, todo por tener al exfutbolista entre su público.

Maradona tropieza… ¿por estar borracho? [Video]

Guillermo Coppola, quien fue el representante de Maradona por 15 años contó una anécdota que les sucedió con Luismi. Diego estaba en Pachuca para un partido de futbol rápido, fue entonces cuando Matías McCluskey, mánager del cantante los invitó a un concierto de Luis que ofreció en la Ciudad de México. La propuesta fue aceptada, pero Coppola y Maradona llegaron bastante tarde por lo que la mesa en primera fila que tenían reservada ya no estaba disponible y tuvieron que buscar otro lugar.

Los invitados fueron colocados hasta la cuarta fila, esto causó molestia en el exfutbolista, quien dijo, “no quiero ni escuchar a este tipo”. Para tranquilizarse y a modo de venganza Maradona comenzó a ordenar botella tras botella de champaña, cada una tenía un costo de mil dólares. Luis Miguel ya no fue el centro de atención, sino el argentino, que se la pasó bomba.

Esto es lo que pide Maradona en cada viaje con Dorados

Todo comenzó a salirse de control, pues Diego comenzó a recorrer las filas y le servía de la bebida a cada persona a la que se encontraba. Cuando el evento terminó, McCluskey se acercó a ellos para decirles que Luis Miguel los estaba esperando en su camerino para saludarlo. Diego dijo que no quería saludarlo, pero ¿quién pagaría los 13 mil dólares?

“No seas descortés, vamos a saludarlo, pero para no pagar nosotros”, fueron las palabras de Coppola a Maradona. Al final el exfutbolista accedió, se conocieron y después regresaron a Pachuca y nadie supo quien pagó tal cantidad.