¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Aficionados y policías protagonizan peleas en el Clásico Nacional [Videos]

El Clásico Nacional visto en la Copa MX trajo más que futbol al Estadio Azteca. Por desgracia la violencia volvió a aparecer.
Redacción Los Pleyers

Juegos como el Clásico Nacional, disputado la noche del miércoles en la Copa MX, son un barril de pólvora. Así como puede que no pase nada, existe la alta posibilidad de que una chispa haga explotar todo y, por desgracia, así fue en el Estadio Azteca. Entre el calor de la victoria americanista y la frustración rojiblanca, se vivieron varios momentos de tensión que terminaron con aficionados y policías golpeándose.

De acuerdo a diversos videos que salieron a la luz, se puede ver como dentro de las instalaciones del Coloso de Santa Úrsula, algunos fanáticos no supieron digerir el triunfo o derrota, cual sea el caso.

Tras el silbatazo final, en una de las características rampas que llevan a las tribunas, una persona pudo grabar cómo un aficionado de Chivas fue golpeado por gente afín al América. De acuerdo al periódico Récord, este fanático del Rebaño fue identificado con el nombre de Max Segura, y en primera instancia fue atacado por solo una persona, pero después la situación pasó a ser protagonizada por más gente.

Según la misma fuente, Segura acabó como el más lastimado de la pelea e incluso quedó inconsciente por varios minutos tras los golpes recibidos.

En otras imágenes captadas por mediotiempo, se puede ver cómo un hombre, con el rostro ensangrentado, logra salir corriendo después de haber sido atacado por policías que custodiaban el inmueble.

De acuerdo al último medio mencionado, los problemas entre la seguridad y parte de la afición (una barra) de Chivas comenzó cuando los fanáticos sacaron banderas durante el encuentro. Los elementos policiales pidieron que las entregaran, pero terminaron recibiendo insultos y hasta escupitajos, lo que habría provocado que agredieran al aficionado momentos después.

Y otro video más, en la zona de tribunas, muestra como aficionados del América y Chivas terminan por encararse después de que acabara el partido. La discusión subió de tono y los fanáticos acabaron a empujones y golpes, aunque se puede decir que “no pasó a mayores” comparado con los casos anteriores, al menos en ese momento.

Lamentablemente la violencia sigue estando muy presente en el futbol mexicano y lo peor es que estos dos equipos se volverán a ver las caras en menos de tres días. Ojalá esta vez suceda con normalidad.