La Copa MX, otrora Copa México, tuvo un su regreso triunfal en 2012. Desapareció en 1997 cuando Cruz Azul, dirigido por Victor Manuel Vucetich, se enfrentó a Toros Neza y lo derrotó 2-0. Con ese campeonato los Cementeros clausuraron por 15 años el torneo.

La Copa se suspendió cuando se informó que los equipos mexicanos serían invitados a la Copa Libertadores, lo que apretaría la agenda de los clubes mexas.

Lee más: El negocio de la Copa MX solo beneficia al Ascenso.

15 años después, el torneo regresó y arrancó con una final entre Dorados y Correcaminos, siendo los de Sinaloa los primeros campeones de la nueva era. Desde ese momento la Copa nos ha entregado 11 finales y 10 campeones: Dorados, Cruz Azul, Morelia, Tigres, Santos, Puebla, Chivas, Veracruz, Querétaro y Monterrey.

El día de hoy tendremos una final y campeón inédito (tomando solo en cuenta en la segunda etapa de la Copa MX) cuando Necaxa reciba en el Estadio Victoria al Toluca en punto de las 19: 50 y lo podrás ver a través de Gala TV y de la página de Televisa Deportes.

Los Diablos buscarán ganar su segunda Copa mientras que el Necaxa su cuarta. Ambos equipos se encuentran con vida en el Clausura 2018, aunque con presentes totalmente distintos. Toluca lidera la clasificación del torneo y los Rayos se encuentra en la décima posición con amplias posibilidades de calificar a la Liguilla.

Toluca es un equipo bastante solido que, pese a no causar tanto ruido, se ha mantenido en la cima de la Liga MX, por otro lado, el Necaxa, un grande de los años noventa, busca reencontrarse y atraer más afición. Y la Copa MX puede servir de trampolín para lograrlo.

Aunque en un inicio se menospreció la Copa, los equipos han comenzado a ponerle más empeño y no solo por el premio económico si no porque es un título que se puede presumir en las vitrinas de los clubes.

La polémica sobre la validez de la Copa tendría que eliminarse gracias a que nos ha regalado finales de ensueño y, además, acerca a los equipos de la Liga MX con los del Ascenso, situación que permite medir la situación en la que se encuentra el futbol mexicano.