¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Árbitro que denunció racismo de la FMF regresará a las canchas

Después de hacer una huelga de hambre, Adalid Maganda recuperó su trabajo como árbitro.
Redacción Los Pleyers

El que persevera alcanza, Adalid Maganda tenía muy claro en su cabeza que su despido de la Federación Mexicana de Futbol (FMF) había sido injustificado y aparte había sufrido de racismo. Es por ello que luchó en los tribunales y dio a conocer su caso en contra de la Comisión de Arbitraje, después de mucho tiempo recuperó su trabajo y dentro de poco regresará a las canchas.

En abril de 2018, Maganda fue cesado de la Comisión de Arbitraje y sufrió de racismo por parte de Arturo Brizio, presidente de dicho organismo. Es por ello que interpuso una demanda por despido injustificado ante la Junta de Conciliación y Arbitraje de la Ciudad de México, el problema es que el demandado nunca se presentó a las audiencias.

Es por ello que en noviembre pasado, el árbitro decidió hacer una huelga de hambre en las afueras de las instalaciones de la FMF, tras una noche los directivos accedieron a hablar con él y llegaron a un acuerdo. Adalid Maganda recuperó su trabajo y fue reinstalado en su puesto, esto fue confirmado por el mismo Arturo Brizio.

“Adalid Maganda volvió a la Federación Mexicana de Futbol el 2 de enero. Ha estado entrenando y cuando se sienta fuerte presentará las pruebas físicas. No hay rencores, no hay nada de rencillas. Todo eso se terminó”, anunció en conferencia de prensa.

El silbante originario de Acapulco, Guerrero. Tendrá que ponerse en forma y presentar las pruebas físicas, en caso de pasarlas podrá ser elegible para poder regresar a las canchas del futbol mexicano. Adalid estuvo mucho tiempo en la Liga de Ascenso MX, por lo que se espera que su regreso sea en dicha categoría o como cuarto árbitro en la Liga Bancomer MX.

El juez sufrió de un secuestro cuando estaba inactivo, esto por su color de piel. Afortunadamente salió ileso del percance, aunque lo amenazaron con desaparecerlo.

Hubo justicia, ahora solo se espera que pueda superar las pruebas físicas para que pueda pitar un partido de futbol profesional, de lo contrario todo lo hecho no habrá servido de nada y se quedará con las ganas de regresar a las canchas.