¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Fidel Castro, “El Comandante” del deporte cubano

A estas alturas del día, no saber de la muerte de Fidel Castro es sinónimo de estar desconectado del mundo. Castro es reconocido por haber sido un revolucionario, político y...
Israel Rangel

A estas alturas del día, no saber de la muerte de Fidel Castro es sinónimo de estar desconectado del mundo. Castro es reconocido por haber sido un revolucionario, político y un propagandista del deporte en su país natal, Cuba.

Aunque la historia diga que Estados Unidos es una de las potencias deportivas, una de las hazañas de mayor gloria que vivió Cuba tuvo a los norteamericanos como el mejor antesalista posible en 1991.

En el inicio de la década de los años 90,se realizaron los XI Juegos Panamericanos, con sede en La Habana (y Fidel Castro como presidente). Como es común, el representativo estadounidense llegaba como favorito para llevarse la primera posición en el medallero, pero no contaban con el accionar cubano.

En el cierre del medallero fue el país sede quien terminó conquistando la tabla, con 265 medallas: 140 de oro, para superar (en este metal) a Estados Unidos por 10 preseas.

Una de las grandes figuras nacionales de ese certamen fue la gimnasta Lourdes Medina, quien llegó a sus segundos Panamericanos después de haber conquistado tres medallas doradas y dos de plata en Indianapolis 1987.

En La Habana 1991 (con subsede en Santiago de Cuba), Medina demostró que lo hecho cuatro años antes no fue casualidad y, ante su público, se erigió como una de máximas ganadoras de preseas con cuatro áureas y dos más de segundo puesto. El total de seis ayudó de manera significativa para que, al finalizar las competencias, los caribeños superaran a Estados Unidos.

“Ningún país latinoamericano ha hecho más que Cuba por el deporte”, fue una de las frases que el ex mandatario dirigió a favor del accionar deportivo en la isla.

Y es que esas palabras retoman una mayor valía cuando se recuerda lo hecho en aquella lejana justa continental.

Sin embargo, la frase de Castro puede reafirmarse si se considera lo realizado por Cuba a través de los años, en los Juegos Olímpicos desde Roma 1960 hasta Río 2016 (sin considerar Los Angeles 84 y Seúl 88, no participó).

En las 13 justas olímpicas donde Cuba ha participado, desde que Fidel tomó el cargo de presidente, han logrado colgarse 203 medallas totales (69 de oro, 63 de plata y 71 de bronce), superando a otras delegaciones del mismo continente como es el caso de Brasil, que tiene 127 en todo su historial.

Es innegable que Cuba aumentó su nivel competitivo y su quehacer en justas deportivas mejoró paulatinamente en los últimos 50 años, tiempo en el que Fidel “El Comandante” Castro estuvo al frente de Cuba (hasta 2006).