Desde anoche Bruno Marioni está en el ojo del huracán y no precisamente porque Pumas quedó eliminado de la Copa MX por un equipo del Ascenso MX.

Tras caer 0-2 ante FC Juárez en la Semifinal del torneo, el director técnico de los Universitarios debía dar la conferencia de prensa correspondiente al partido, sin embargo, esta tuvo que ser suspendida por un momento debido a un encontronazo que tuvo el argentino con un aficionado.

Las versiones ya surgieron y, ooooobviamente, se contradicen totalmente. Checa primero lo que dijo el entrenador, donde aceptó que golpeó al fanático pero solo en defensa a sus ataques. Resaltó que el hecho de tener que pasar entre las gradas es peligroso para ellos puesto que se dan esta clase de acciones, aunque nada justifica lo que pasó ya que “un entrenador no debe responder a las agresiones”.

Pumas pierde en la Copa MX y los memes lo celebran

“En el camino a la conferencia de prensa, los entrenadores debemos pasar por en medio de la tribuna. Lamentablemente se dio una agresión de algunos aficionados a la cual respondí y no voy a justificarme el haber devuelto la agresión.

“Pido unas disculpas al aficionado que me agredió, que me pegó una patada y bueno, me parece que está expuesto el entrenador al tener que pasar por en medio de la gente que, ahora que nos toca perder, puede sentirse molesta y, no justificando esa agresión, puede insultar a los entrenadores o a la gente que va ahí. Lamento mucho el hecho”, expresó Marioni con notable tristeza.

La declaración del otro protagonista, quien se identificó como Jesús Manuel Guzmán. El aficionado señaló que él solamente le pidió una fotografía al entrenador, a lo que Marioni se negó. Lo que desató la trifulca fue que le dijo: “Por eso perdieron, por antipático. Me tiró dos o tres golpes y forcejeamos”, explicó Guzmán.

A pesar de tener un golpe en el ojo, Jesús Manuel destacó que no impondrá ninguna demanda contra el argentino. Por su parte, la Comisión Disciplinaria abrirá una carpeta de investigación por las agresiones; Marioni sería castigado e incluso el Estadio Benito Juárez se vetaría.

Las redes sociales de inmediato reaccionaron. Por un lado pidieron la destitución de Bruno Marioni ya que no representa los valores de Pumas, mientras que otros argumentaron que seguro el aficionado lo había provocado. Nadie justificó la violencia.

Para ti, ¿quién debería ser castigado?