Cuando uno es niño, la mayoría de los mexicanos soñamos con ser futbolistas. Pasan los años, nos hacemos adolescentes y el mundo del espectáculo nos llama la atención. Ya como adultos cansados nuestras ilusiones son tener un trabajo en el que nos paguen mucho por hacer muy poco… Algo así como político.

De los 127.5 millones de mexicanos hay uno que puede presumir de desempeñar esos cargos y ser un estelar en cualquier plataforma. Ese es el ídolo Cuauhtémoc Blanco. 

Lee más: Cuauhtémoc Blanco, carta a un querido enemigo.

El nativo de Tepito, Ciudad de México, puede ser un arrabal, grosero y corriente, pero nadie puede negar que ha conseguido todo lo que se ha propuesto en cualquier arena. La historia del Temo va más allá de las aspiraciones de cualquier mexicano siendo (sea como sea) el mejor relato de éxito en la historia de nuestro país.

Ante todo esto nos preguntamos: ¿Por qué carajos nadie ha hecho la película biográfica del Cuau?

Miren que tiene todos los argumentos de éxito seguro de taquilla y hasta oscareable. De origen humilde, Cuauhtémoc forjó su talento para el futbol en los llanos y baldíos de uno de los barrios más populares de México. Su habilidad con la pelota pronto lo llevó a ser descubierto por un cazatalentos que lo colocó en el club más grande de este país: El América (Chivahermanos que llegaron aquí por casualidad, disculpen).

En este equipo se convirtió en el mejor futbolista del país, llegó a jugar en Europa y hasta participó en tres Copas del Mundo, inclusive encontró su éxtasis levantando la Copa Confederaciones ante Brasil.

Hasta aquí ya tenemos una historia digna de ser llevada a la pantalla grande por un Del Toro, Cuarón o Iñárritu. Afortunadamente para todos los aspirantes a cinematógrafos de México en busca de una buena historia esto no terminó ahí.

El Temo dejó el césped y probó las mieles del espectáculo, la pantalla chica era su nueva cancha y, aunque muy criticado, logró tener un rating envidiable. Primero surgió La Hora de Cuauhtémoc Blanco, un programa de revista que transmitió Fox Sports todos los lunes por poco menos de un año donde tenía invitados y nos deleitaba con su toque de pelota. Este show no terminó por baja audiencia, sino por lo complicado que era trabajar con el Divo de Tepito y sus compromisos comerciales.

Por si esto fuera poco, la artisteada lo llamó para participar una novela. Los televisores mexicanos se deleitaron con la sublime actuación de Blanco como Juan José Martínez Robles, alias Juanjo, en El Triunfo del Amor. Su papel de hombre trabajador humilde e hijo de Carmencita Salinas (mejor imposible) fue tema de conversación durante mucho tiempo, inclusive se llevó un premio de mejor actuación en los Califa de Oro de 2011.

Cuauhtémoc es un imán de las pantallas y a pesar de alejarse de la pantalla chica se mantuvo presente en las portadas de revistas por sus “escándalos de amores”, de los cuales no vale la pena hablar en esta entrega.

En su lista de metas personales la televisión y el futbol ya estaban tachados, pero le faltaba algo: la política.

Con un gran personaje bien arraigado en el general nacional, el Partido Social Demócrata (PSD) lo candidateó como Presidente Municipal de Cuernavaca. La elección la ganó y en medio de controversias sorteó a sus enemigos en la política.

Lee más: Cuauhtémoc Blanco, el futbolista que reactivó la Liga de Ascenso.

Hoy, nos despertamos con la noticia de que nuestro amado Cuauhtémoc va a la cabeza de las encuestas para obtener la gobernatura de Morelos por el partido Morena. A menos de 80 días de la elección en el estado, el ex futbolista, actor, conductor e ídolo va al frente con el 33% de las preferencias según El Universal, con una ventaja de más de 20% de su más cercano perseguidor: Víctor Manuel Caballero de la alianza PAN-Movimiento Ciudadano.

Esta es la última encuesta de El Universal a la Gobernatura de Morelos.

Que nos les quede duda, Cuauhtémoc Blanco será gobernador del estado de Morelos y, si todo marcha de manera decente, podríamos verlo de Presidente de los Estados Unidos Mexicanos para el 2024, por que este personaje lo ha logrado todo y su carisma (independientemente de sus capacidades) lo podrían llevar a la silla presidencial. Porque México.

En serio… ¿Por qué carajos nadie ha hecho la película biográfica del Cuau?