La vida de Cristiano Ronaldo sigue en el ojo del huracán debido a la demanda que está en su contra por supuestamente haber violado a la estadounidense Kathryn Mayorga. Pero hoy el caso dio una vuelta, que solo lo hace seguir con vida.

El medio alemán Der Spiegel se había encargado de divulgar una entrevista con la afectada, así como el trato que ambos firmaron para que Mayorga detuviera la demanda que había impuesto en 2009 y no hablara más de lo sucedido.

Filtran acuerdo entre Cristiano Ronaldo y la supuesta víctima de violación

Desde que la primera entrevista se dio a conocer, todo había sido ataques al portugués; solamente se defendió una vez y lo hizo mediante un video, después de eso ni él ni sus abogados hablaron sobre el tema.

Hoy Gestifute, la empresa que representa a CR7, lanzó un comunicado con declaraciones de Peter S. Christiansen, licenciado que defenderá al futbolista en Estados Unidos. Para sorpresa de muchos, el legista no negó “lo sucedido en el 2009 en Las Vegas“, pero aseguró que el exastro del Real Madrid “niega vehemente todas las acusaciones contenidas en la demanda actual, en coherencia con lo que ha hecho en los últimos 9 años”. Tampoco rechazó la existencia del trato de confidencialidad, sin embargo, aclaró que fueron manipulados.

Cristiano Ronaldo no niega que aceptó celebrar un acuerdo con el objeto antes mencionado (la relación sexual), pero las razones que lo llevaron a hacerlo están alteradas. Este acuerdo no representa en modo alguno una confesión de culpa. Lo que sucedió fue simplemente que Cristiano Ronaldo se limitó a seguir el consejo de sus asesores para poner fin a las acusaciones injuriosas contra él, a fin de evitar más a futuro, como las que existen ahora”, aseguró.

Cristiano Ronaldo sería extraditado a Estados Unidos

El abogado señaló que lo único que buscan con este caso es “destruir una reputación construida gracias a un trabajo intenso, a una gran capacidad atlética y a un comportamiento éticamente irreprochable. Desafortunadamente, se ve ahora involucrado en un tipo de litigios que es muy común en los Estados Unidos de América“.

De acuerdo a Christiansen, durante el 2015 un hacker robó documentos de diversas sociedades, momento en que este acuerdo de confidencialidad fue sustraído. La información la vendió a Der Spiegel, medio que “de manera irresponsable” la publicó.

Por ahora Cristiano Ronaldo sigue en Italia concentrado con la Juventus, y la presión del caso se la deja a sus abogados en Estados Unidos y Europa.