Hoy es día de festejar. Y es que además de ser viernes hay futbol y del bueno. La Premier League arrancó la Jornada 27 con el partido entre el West Ham y el Fulham en el Estadio Olímpico de Londres y para sorpresa de mucho Javier Hernández dio de qué hablar.

Hace unas semanas, el delantero mexicano anunció la llegada de su primer hijo. Y aunque el festejo tardó en llegar, esta tarde por fin se dio y con un gran gol que emparejó momentáneamente los cartones.

Tata Martino no le rogará al Chicharito Hernández

El encuentro se le complicó rápido a los Hammers, pues se fueron abajo en el marcador apenas al minuto tres. Ryan Babel puso al frente a los londinenses al definir completamente solo.

La tensión se apoderó del inmueble, ya que el Fulham estaba urgido de puntos para intentar salir de la zona de descenso. Pero luego apareció el Chicharito Hernández para bajar de su nube al rival y con un cabezazo puso el 1-1.

Tras un tiro de esquina, Sergio Rico, portero visitante, rechazó el balón que quedó a la deriva. En la pelea, Michail Antonio ganó por arriba y un compañero desvió y con mucha suerte le quedó al Chicharito para que rematara de cabeza para hacer el primero de su equipo.

La polémica se suscitó porque en otra toma se aprecia como el mexicano empujó la de gajos con la mano. Aún así la anotación se hizo válida. Minutos más tarde el propio mexicano se perdió su doblete y la gran oportunidad de darle la vuelta al juego, al errar un disparo.

Pero el West Ham ya era mejor y a cinco minutos del final, Issa Diop se alzó en todo lo alto para poner el 2-1 que mandó el cotejo al descanso con la ventaja 2-1 para los locales.

Chicharito Hernández es menospreciado de Europa