¿Cuántos estadios se construyeron o remodelaron para la certificación en el Ascenso?

Estos estadios se construyeron o remodelaron para que los equipos aprobaran la certificación en el Ascenso MX.
Estadios Ascenso MX (Foto: Pleyers)

A partir del 2012, la Federación Mexicana de Futbol (FMF) hizo que los equipos del Ascenso MX tuvieran que cumplir una carpeta de cargos con la llamada certificación para poder aspirar a la Liga MX. En un principio lo más importante era tener infraestructura, es decir, todos lo clubes debían tener un estadio con una capacidad mínima y los gobiernos estatales hicieron una inversión.

Te recomendamos: Marco Fabián le da la espalda al Ascenso MX; aprueba fusión con la MLS.

Eran muchos los equipos que no cumplían con un estadio embutacado y con un mínimo de capacidad de 15 mil espectadores. Por lo que las franquicias pidieron el apoyo del gobierno y estos hicieron inversiones millonarias para poder remodelar o construir estadios como la FMF exigía. A pesar de todo esto, ahora van a desaparecer la Liga de Ascenso MX.

Te presentamos las modificaciones a los estadios:

-Estadio Agustín “Coruco” Díaz: Para la temporada 2013-2014 se anunció el regreso del Zacatepec, como el estadio no cumplía con las normas y estaba muy viejo se autorizó una reconstrucción. El nuevo Coruco es un estadio de primer nivel que costó más de 500 millones de pesos al Gobierno de Morelos.

-Estadio Instituto Tecnológico de Oaxaca: Después de varios años la Verde Antequera volvió a ser sede de la Liga de Plata con Alebrijes de Oaxaca. Se autorizó jugar en el Estadio Benito Juárez, pero el gobierno estatal autorizó construir un nuevo estadio. Para ello desviaron el fondo para la pobreza y el costo del ITO se elevó a 400 millones de pesos.

-Estadio Centenario: Para le temporada 2015-2016, los Murciélagos arribaron al municipio de Ahome para ser parte de la categoría de plata. El estadio no estaba en condiciones y por ello se autorizaron 15 millones de pesos del gobierno estatal y municipal para ampliar el inmueble. Tres años después la franquicia descendió y ahora juegan en la Liga Premier.

-Estadio Olímpico de Tapachula: El equipo de Cafetaleros llegó a la frontera sur y fue la sensación de Tapachula. El inmueble estaba en pésimas condiciones y solo tenía una grada, por lo que se autorizó una remodelación por parte del Gobierno de Chiapas. En total se hizo una inversión de 60 millones de pesos, pero el equipo se terminó mudando a Tuxtla Gutiérrez en 2019.

-Estadio Olímpico Benito Juárez: El regreso de FC Juárez a la Liga de Ascenso MX provocó una inversión. Al Estadio Olímpico se le remodelaron los baños, mallas y embutacado, para ello el gobierno estatal aprobó un presupuesto que no pudimos rastrear a través de transparencia.

-Estadio Héroe de Nacozari: En 2017 el Gobierno de Sonora encabezado por Guillermo Padrés Elías desvió parte del recurso federal para la remodelación del inmueble donde juegan los Cimarrones. Según la Auditoría Superior de la Federación (ASF) detectó un desvío de más de 1.6 mdp.

-Estadio Miguel Alemán Valdés: En 2015 el Gobierno Municipal de Celaya aprobó la remodelación del Estadio MAV, los trabajos consistieron en mejorar el drenaje, vestidores y embutacar el estadio en su totalidad.

-Estadio Carlos Vega Villalba: El Estadio de los Mineros de Zacatecas se remodeló en 2014 cuando el equipo llegó y en 2017 se invirtió para ampliarlo y cumplir con las normas de la FMF. En total la inversión ha sido de poco más de 40 millones de pesos del erario público.

-Estadio Banorte: La casa de los Dorados de Sinaloa está en plena remodelación, donde el Gobierno de Sinaloa ha invertido 60 millones de pesos. Se espera que los trabajos culminen en los siguientes meses.

Todos estos estadios se quedarán sin la oportunidad de poder aspirar a la Liga MX por lo menos en los siguientes cinco años y con una inversión tirada la a basura.

Publicidad