Hay varias cosas que preocuparon a la directiva de Dorados de Sinaloa cuando Diego Armando Maradona arribó a Culiacán, pero las principales fueron el hogar y el alimento. Sabían que el argentino tiene un paladar exquisito, y una afición, sobre todo, por los platillos de su país y de Italia. Así que fue todo un reto complacerlo, pero al final encontraron un lugar donde el Pelusa disfruta comer. Por ahora la comida mexicana no es elección.

La directiva de Dorados de Sinaloa se convirtió en el personal que cumple cada capricho de Diego: una casa con tales especificaciones, seguridad y hasta canchas. Un día después de la presentación del entrenador, la directiva sinaloense del equipo buscó por todos los lados comida argentina, Diego había pedido algo en específico: carne magra y risotto.

Maradona quiere incursionar en la política

El encomendado de conseguir la comida fue David Rivera, secretario técnico del equipo, que rápidamente llamó al restaurante Los Argentinos para hacerles un pedido especial. Rodrigo Latorre, quien dio una entrevista para ESPN es el dueño de dicho establecimiento y mencionó: “Me llaman de Dorados al día siguiente de que Maradona llegó a Culiacán, eran las siete de la tarde y querían para las ocho y media la carne magra para el Diego, en ese momento ni lo pensé. Estaba en casa de unos amigos, no creía la llamada que estaba recibiendo. Ese día me dice David Rivera, secretario técnico de Dorados, además de asado, Maradona quiere risotto. Fue todo un show, porque nosotros en el restaurante no hacemos ese platillo, es más yo no sabía ni que era el risotto, lo mío es pura parrilla”.

Con ayuda de una amiga pudo cocinar el rissoto, justo cuando el reloj marcaba las 20:30 horas, Rodrigo arribó al Hotel Lucerna, subió el ascensor, bajó en el piso 7 y golpeó la puerta de la habitación 700. Ahí estaba Diego.

Preparan serie de televisión de Maradona en Culiacán

El Pelusa cena todas las noches comida del mismo restaurante, el celular del chef suena minutos antes de las 19:00 horas y se escucha: “Hoy Diego quiere…”

Los platillos más pedidos por Maradona han sido: milanesa napolitana, el vacío con pimienta y sal, churrasco, pollo en estofado, puchero y de postre alfajor de maicena.