Aritz Aduriz, el “Benjamin Button” del Athletic de Bilbao y San Mamés

¿Conocen la frase “viejos los cerros y aún reverdecen”? Bien, pues esa expresión le ha caído como anillo al dedo a Aritz Aduriz y la ha exponenciado a un nuevo nivel, en...

¿Conocen la frase “viejos los cerros y aún reverdecen”? Bien, pues esa expresión le ha caído como anillo al dedo a Aritz Aduriz y la ha exponenciado a un nuevo nivel, en una noche mágica de futbol europeo. En una noche inigualable para él.

El Athletic de Bilbao saltó al campo para enfrentar al Gent, con la encomienda de ganar los tres puntos, si querían seguir peleando palmo a palmo por un lugar en la siguiente fase de la Europa League. Ahí, en ese recinto llamado San Mamés, el español firmó uno de los encuentros más inesperados para un jugador de 35 años, al anotar cinco goles.

No importa si tres de las anotaciones fueron bajó la vía del penal. Aduritz demostró que la calidad no tiene edad y se ha colocado a la par de “extraterrestres” como Cristiano Ronaldo y Lionel Messi. No, quizá en calidad compararlos sería un error grave, pero en la actualidad, ¿cada cuánto se ve un “repóker” de goles? Pocos son los tocados con la “varita mágica”.

Y es que Aduriz parece tener el “síndrome Benjamin Button”, pues después de los 30 (cuando un futbolista ya es grande) ha anotado goles ha racimo, como si tuviera 28, algo que no hizo a esa edad o después.

La noche histórica se vuelve mayor si recordamos la competencia donde se hizo la proeza. No es un partido de liga (sin demeritar) o una Copa del Rey (sin ofender), los cinco goles del nacido en San Sebastián se dieron en la Europa League y dieron una victoria importantísima para el Bilbao que, pese a la actuación de Aritz, permitió tres goles. En pocas palabras, el resultado final debería decir “Aduriz 5-3 Gent”.

“Yo sin el equipo no soy nadie, termino las jugadas, pero el trabajo es de todos. Hemos tenido reveses que nos han trastocado pero nos hemos rehecho”, dijo de manera humilde el hombre que merecía los más grandes honores en Bilbao.

Por si fuera poco, el delantero confirmó su gran momento goleador que vive. En los último 68 encuentros disputados, Aduriz ha visto red en 46 ocasiones, tomando (de paso) el récord como el mejor goleador del club en competencias europeas, con 21. Además, se convirtió en el primer futbolista en firmar tal hazaña (¡cinco goles!)  en el nuevo formato de la competición europea.

San Mamés ha confirmado el “nuevo santo” al que debe encomendarse. Hoy, Aritz Aduriz merece orejas, rabo, balón, red y salida en hombros. Esta noche, él fue el hombre.