Árbitro central y el VAR se roban el espectáculo en el América vs Tigres

El arbitraje volvió a generar polémica en la Liguilla de la Liga MX.
Fernando Guerrero es uno de los árbitros más reconocidos de la Liga MX (Foto: Getty)

El arbitraje en México no es el mejor del mundo, de eso nadie tiene duda, pues en ocasiones deja mucho qué desear. Sin embargo, cuando la Liguilla de la Liga MX llega, se espera que en la cancha se vean las mejores actuaciones tanto de jugadores como del cuerpo arbitral, algo que en definitiva no sucedió en el América vs Tigres de los Cuartos de Final del Apertura 2019.

Te recomendamos: Captan en fiesta a portero que suplirá a Nahuel en el Tigres vs América [FOTOS].

En el Estadio Azteca, América recibió a Tigres para tratar de tomar ventaja en una serie que en la última década se ha robado los reflectores. Si bien el partido no fue malo por completo, pues ambos clubes tuvieron sus momentos de superioridad, fue el arbitraje el que se robó todo el show en el Coloso Santa Úrsula, ya que Fernando Guerrero tomó decisiones polémicas y utilizó el VAR en situaciones que parecían no necesarias.

Dentro de las varias jugadas que el Cantante (apodo del árbitro) pitó, hubo dos bien señaladas, ambas afectando al América. Primero, marcó un penal a favor de las Águilas, pero con ayuda del VAR la decisión fue revocada. También, dentro del área azulcrema, Guerrero señaló un penal a favor de los felinos, pero de nueva cuenta tuvo que ir al VAR, herramienta que ayudó a confirmar la pena máxima.

Hasta aquí todo parecía correcto, pero las fallas importantes del arbitraje comenzaron casi al final del juego. Primero, los árbitros del VAR le indicaron a Guerrero que revisara una jugada dentro del área felina, pues un futbolista de América había caído. Sin embargo, nada había pasado, ni un empujón, ni nada cercano. Aún así, el central se tomó el tiempo para ir y revisar la pantalla.

Lo peor estaba por llegar. Cuando Tigres salía a contragolpe (en una opción clara para el 1-3), Fernando Guerrero volvió a detener el partido de manera inexplicable. Después de unos segundos de confusión, el central fue de nueva cuenta al VAR para revisar un supuesto penal, pero todo terminó siendo un fuera de lugar en contra del América, por lo que un contragolpe claro acabó de la peor manera. Ahí todas las críticas no se hicieron esperar.

Otro tema que llamó la atención fue el famoso grito de “puto”, ya que en la transmisión televisiva se escuchó en repetidas ocasiones y el árbitro nunca se atrevió a detener el encuentro, como sucedió en el Morelia vs León.

Por si fuera poco, en el tiempo de compensación se jugaron 10 minutos, aunque el árbitro había dado siete. Así fue como el arbitraje se llevó más atención de lo que el futbol necesita para ver un buen espectáculo.

Publicidad