El negocio de la Copa MX solo beneficia al Ascenso

La Copa MX un negocio para equipos de Ascenso, mientras para los del máximo circuito es un dolor de cabeza, pero un buen bálsamo para la afición, festejar es lo que importa.

La Copa Corona MX tuvo una final cardiaca, un empate y una resolución por la vía penal. Justamente como se han definido las últimas dos ediciones en la cuales han estado las Chivas, pero más allá de lo que representa ganar una Copa que por el momento solo tiene un premio económico, ¿qué hay detrás de cada partido?.

Aunque la mayoría de los aficionados digan que solo beneficia a la Liga de Ascenso MX, también ha servido como bálsamo para los clubes de Primera División que no han podido lograr nada el los último años: Cruz Azul, Morelia, Chivas, Puebla, Querétaro y Veracruz. A ellos coronarse en este certamen les ha servido para hacer un vínculo con su afición y por un momento darles una alegría, un campeonato que no se ha podido lograr en varios años en la Liga Bancomer MX.

Mientras eso sucede en la Primera División para los equipos del Ascenso MX les ha servido para fortalecerse en el tema económico. Las visitas de equipos del máximo circuito les dejan excelentes entradas en sus estadios y por ende una gran ganancia por el tema de boletaje. Desde que la Copa MX regresó al futbol mexicano en el Apertura 2012, todos los equipos de la liga de plata se han beneficiado.

Venados de Mérida es uno de los equipos que ha perdido protagonismo en el Ascenso, pero en Copa le han favorecido los sorteos. En el Apertura 2016 el América visitó a los yucatecos y fue todo un éxito, en esa ocasión se estima que la visita de las Águilas dejó una derrama económica de cinco millones de pesos. La misma ganancia ha dejado para la directiva del equipo astado las visitas de Cruz Azul, Pumas y Chivas. En total Mérida ha ingresado a sus arcas 20 millones de pesos por concepto de venta de boletos. Nada mal para un equipo que ha perdido identidad en la liga.

“Para nosotros la visita de equipos de renombre de la Liga MX representa un ingreso extra, nosotros ya tenemos hechos nuestros presupuestos y los partidos de copa representan algo más que nos ayuda a seguir funcionando y brindando espectáculo a nuestra afición”- comentó Gabriel Orantes, presidente de Cafetaleros de Tapachula.

Pero no sucede los mismo con los equipos de Primera, tan solo en el actual torneo solo Monterrey tuvo buena respuesta de su afición cuando equipos del Ascenso los visitaron. En dos partidos el estadio BBVA tuvo una ocupación de 65, 849 aficionados, caso contrario a Necaxa y Jaguares, equipos que presentaron las entrada más pobre cuando equipos inferiores los visitaron con un promedio de 3 mil espectadores por partido.

El tener 3 mil espectadores en un estadio de Primera División significa pérdidas, el equipo debe pagar todo lo que significa operar un inmueble del máximo circuito. Pago para seguridad privada, luz, staff, taquillas y arbitraje. Por lo menos necesita recaudar alrededor de 150 mil pesos para no tener pérdidas. Cosa que no sucede en el Ascenso ahí todo es ganancia, la visita de un equipo grande es un gran negocio para las taquillas del club.

La Copa MX un negocio para equipos de Ascenso, mientras para los del máximo circuito es un dolor de cabeza, pero un buen bálsamo para la afición, festejar es lo que importa.